Aigra Velha

Con una sola calle, esta pequeña población es el lugar ideal para estar lejos de todo.

A 3 kilómetros de Trevim se encuentra el punto más alto de la Sierra de Lousã, la tranquila aldea de Aigra Velha. Con una sola calle, esta pequeña población es el lugar ideal para estar lejos de todo. Más allá de un puñado de casas de esquisto de configuración defensiva bien conservadas, algunas de las cuales se pueden alquilar, no hay nada más que el ganado y el terreno aparentemente infinito alrededor. No es raro poder ver, cerca de aquí, un ciervo o jabalíes. Únicamente los lobos, que antaño obligaron a unir las casas mediante pasajes interiores, han dejado de frecuentar estos parajes. Ven a cobijarte aquí y escucha antiguas historias dejadas por caravanas de comerciantes, antes de salir a descubrir los Penedos de Góis, el Parque Forestal da Oitava y la Ribeira da Pena.

Return to the top