Museo de Aveiro

Fundado en 1458, este antiguo convento dominico femenino donde vivió Santa Joana Princesa refleja la vida de la comunidad de monjas a lo largo de aproximadamente cuatro siglos, con diferentes estilos arquitectónicos.

El Museo de Aveiro está alojado en el antiguo Convento de Jesus de la Orden Femenina Dominicana. Este Convento, uno de los más antiguos conventos en Aveiro, remonta a la segunda mitad del siglo 15. Fue fundado por D. Brites Leitão y por D. Mécia Pereira.
La Princesa Joana, hija del Rey D. Afonso V, entró en esta casa en 1472, llevando una vida de santa. Por ese motivo fue beatificada en 1693. El Convento ganó popularidad sobretodo debido a la presencia de la Princesa Santa Joana y a su culto religioso.

Del siglo 16 al siglo 18, el edificio sufrió muchos trabajos de alargamiento, mejoramiento y enriquecimiento artístico.  El siglo 19 se caracterizó por los ideales liberales, influenciando profundamente la vida religiosa. En 1834, un decreto del Ministro Joaquim António de Aguiar ordena la extinción de las ordenes religiosas en el reino y fue inmediatamente aplicada en los conventos masculinos, mientras la clausura femenina fue permitida hasta la muerte de la última monja. Y así la clausura perduró en el Convento de Jesus hasta 1874.

En 1882, el edificio fue ofrecido a la Tercera Orden Dominicana que lo convirtió en el Colegio de Santa Joana. En 1910 con la implantación de la República y el crecimiento de la intolerancia religiosa, la comunidad del Colegio de Santa Joana fue disuelta. En ese mismo año el Monasterio fue cerrado y la Iglesia de Jesus fue clasificada Monumento Nacional. El Museo de Aveiro fue alojado en el Convento de Jesus en 1911.

El Museo de Aveiro presenta un circuito de visita con dos partes distintas que todavía se complementan: la ruta monumental y la exposición permanente.

En la planta baja podrá observar el coro bajo con el túmulo de la Princesa Santa Joana; la Iglesia de Jesus; el claustro  con sus capillas; la sala del capítulo y el refectorio.

De destacar es la Iglesia de Jesus, decorada con una suntuosa talla dorada y azulejos portugueses. Esta iglesia es un ejemplo notable de la exuberante decoración barroca.
La capilla mayor fue diseñada por los canteros y escultores António Gomes y José Correia y por el pintor Manuel Ferreira e Sousa.
El coro interior que contiene el túmulo de la Princesa Joana es una obra prima del arte barroco en mármol multicolor con elementos escultóricos influenciados por el gusto italiano, creado por el arquitecto real João Antunes.
El claustro que remonta al final del siglo 15 y al inicio del siglo 16 y el refectorio con su preciosa tribuna de lectura y paredes cubiertas en azulejos son también dignos de destaque.

En el primero piso el claustro lleva al coro alto y a las capillas de devoción contiguas.

La sala de la exposición permanente tiene dos vestigios del antiguo convento: la Sala de los Trabajos Manuales y la Capilla del Señor dos Pasos.

El espacio, que mantiene la estructura conventual y núcleos decorativos de gran riqueza, acoge desde 1911 el Museo de Aveiro. Visita el museo, que alberga una importante colección de obras de pintura, escultura, talla, azulejos y joyería, mientras recorres el silencio del espacio dominico, entre las arcadas del claustro, el contraste de colores de los altares de la iglesia, o las piedras solemnes de los aposentos.

Horario

Martes a domingo: 10:00-18:oo
Cerrado los lunes, Navidad, 1 de Enero, Pascua y 1 de mayo.

Return to the top